FILOSOFIESTA

HACIA LA FILOSOFÍA DESDE LA DIVERSIÓN Y HACIA LA DIVERSIÓN DESDE LA FILOSOFÍA

(Sofistas y Sócrates) ¿Para alcanzar la felicidad son imprescindibles los bienes materiales o por el contrario son un impedimento?

Suponiendo que todos persigamos la feicidad

Visitas: 8334

Respuestas a esta discusión

Atentiendo a "felicidad" como "bien", esta va a a depender del tipo de camino que queramos para obtener el bien.

Eligiremos el bien material, si queremos un bien hedonista, un placer inmediato de respuesta instántanea. Para ello, el bien material, así como el bien físico, o el bien psicológico son grandes herramientas. De hecho son las únicas capaces de por una parte, conocedernos un bien único y por otra, arrebatárnoslo en un instante, creando una dependencia.

Sin embargo, como supongo que el enunciado hace referencia a una felicidad-bien pleno y duradero, he de decir que soy de la opinión schopenhaueriana. Esto no quiere decir que me haga o que asceta, simplemente que desde el punto de vista teórico, me parece la más correcta. Sin embargo, voy a seguir guiándome por mis impulsos e instintos en búsqueda del bien del momento como todos los humanos, a menos que la razón me lo impida.

Ni son imprescindibles, ni creo que sean un impedimento. Por una parte podríamos decir que por ejemplo sin el móvil no podríamos vivir, porque hoy en día la sociedad depende demasiado de él, pero no perdemos nada por probarlo, que seguro que una semana aguantamos sin él, porque si antiguamente podían vivir sin móvil y sin whatsapp, ¿porqué no vamos a poder nosotros ahora? Así que de algún modo es algo prescindible. Eso sí, si consideramos el dinero como algo material ahora sí deberíamos de considerarlo algo imprescindible, ya que sin el no podríamos comprar ni subsistir, ya que hoy en día el mundo se mueve por el dinero. Por otra parte, muchos de los elementos materiales pueden ser un impedimento para nosotros, no se poner ejemplos porque para mi, ahora mismo, no hay ninguno. En definitiva, no se sabe exactamente si son imprescindibles o un impedimento,  es depende de lo que se use ese material o de la persona que lo use. 

Pienso que eso depende de la persona, hay gente que con muy poco es capaz de ser la persona más feliz del mundo , sin embargo hay personas que ansían poseer cualquier bien material para ser feliz. Es verdad que el que menos necesita es más feliz y eso es así , porque el que desea continuamente nunca va a tener todo lo que desea .

Mi opinión parte de que la felicidad es algo que está dentro de uno mismo. Es cierto que todo lo material que nos rodea puede estar en el camino de la felicidad, sin embargo aquellas personas que intentan alcanzar la felicidad a través del bien material y sólo con eso porque identifican dicha felicidad con lo material, quedarán ahogadas en un pozo sin fondo.

Por lo tanto son un impedimento si se considera que la felicidad está en lo material, por el contrario estos bienes materiales no lo son si se utilizan como comodín o ayuda en la búsqueda de ésta. Aquí os dejo una pequeña narración que refleja perfectamente esto que ahí estoy diciendo, que aunque pueda parecer un tanto infantil el mensaje lo plasma de escándalo.

Había una vez un zar que estaba muy enfermo. Un día hizo saber a sus súbditos:

- “¡Daré la mitad de mi reino a quien me cure!”.

Entonces todos los sabios se reunieron para tratar de curarlo, pero ninguno supo cómo hacerlo. Sólo uno de ellos, muy anciano, les comunicó:

- Haced saber al zar que únicamente existe una forma en la que podría recuperar la salud: “Si se encuentra un hombre feliz sobre la tierra y le ponen su camisa al zar, este se curará”.

El zar ordenó que buscaran a un hombre feliz por todo el mundo. Sus enviados recorrieron todos los países, pero no hallaron lo que buscaban. No había ni un solo hombre que estuviera contento con su vida. Uno era rico, pero enfermo; otro estaba sano, pero era pobre. Y el rico y sano, se quejaba de su mujer o de sus hijos. Todos deseaban algo más y no eran felices.

Un día, el hijo del zar pasó por delante de una pobre choza y oyó que en su interior alguien exclamaba:

- “Gracias a Dios he trabajado, he comido bien y ahora puedo acostarme a dormir. Soy feliz, ¿qué más puedo desear?”

El hijo del zar se llenó de alegría e inmediatamente ordenó que le trajeran la camisa de aquel hombre, para llevársela a su padre, y que le dieran a cambio de todo lo que quisiera.

Los soldados entraron a toda prisa en la choza del hombre feliz para quitarle la camisa, pero se sorprendieron al descubrir que aquel hombre era tan pobre, que ni siquiera una camisa tenía.

 

Realmente no creo que sean imprescindibles los bienes materiales, ya que, por lo menos en mi caso, soy feliz con poca cosa, con reunirme con mi familia y echar un día con ellos, hablar y disfrutar de la compañía, también con el grupo de amigos, con salir, divertirse y reir. 

Creo que el que para ser feliz necesita bienes materiales realmente no es feliz de verdad, tan sólo se queda en el intento de serlo. 

Actualmente los bienes materiales están muy presentes en las vidas de todas las personas, es verdad que muchas veces (y yo la primera) pensamos que al tener algo material que llevas deseando mucho tiempo y te gusta mucho nos va a hacer más felices, y eso ocurre pero durante un periodo de tiempo. 

La verdadera felicidad se conoce en uno mismo, siendo fiel en sus principios, valorando lo que tiene, (aun que sea poco) porque deseamos más de lo que necesitamos y el ser humano para sobrevivir necesita muy poco pero depende de todos esos caprichos que se nos antojan a lo largo de la vida. 

Según la persona dirán que es imprescindible o impedimento.Desde mi punto de vista no es ni imprescindible ni impedimento, las pequeñas cosas son las que verdaderamente dan la felicidad y no mayoritariamente lo material, pienso que podría llegar a ser un complemento. Pero para mi tiene mucho mas valor lo sentimental que lo material.

Yo pienso que el dinero no da la felicidad, pero si forma parte de ella. Yo no me creo que una persona que no tiene dinero sea feliz, por que es imposible, pero sin embargo los niños de países pobres como África por ejemplo son felices con un mínimo se conforman con poco, pero por eso mismo por que están acostumbrados a esa forma de vivir, pero nosotros no nos conformamos con poco sino que queremos más de lo que tenemos. Se puede ser feliz con poco por supuesto, pero el dinero forma parte de la felicidad, si no tienes para comer o para pagar una casa, para comprar no eres feliz, se es feliz con poco que tengas pero si que el dinero es una parte importante de la felicidad de una persona, la felicidad no depende del dinero porque se puede ser millonario y ser la persona más infeliz del mundo, pero si es importante para la vida diaria y la felicidad de una persona, para mí feliz es estar agusto, estar bien dentro de lo que se pueda, y el dinero forma parte de eso, no lo es todo pero es algo prescindible, y tal y como están las cosas hoy en día el dinero es el que manda por suerte o por desgracia.

En mi opinión los bienes materiales por sí solos no dan la felicidad,pero si es verdad que ayudan,aunque lo principal para mi sea tener una familia que te quiera,amigos,salud,trabajo,etc, si por ejemplo lo tienes todo eso pero tienes problemas económicos,que hay el dinero seria un bien material,ya no serias feliz del todo porque en la actualidad en la que vivimos no eres nadie si no tienes dinero y ya no solo para comprarte ropa de marca o una consola o cosas asi,si la persona que era feliz por lo dicho antes,no tiene dinero,dejará de serlo porque no podrá mantener a su familia quienes no podrán comer o pedir algo tan simple como un libro de texto que nosotros lo obtenemos con facilidad,y al no poder satisfacer a su familia que no será feliz,el individuo tampoco lo será,es como un ciclo ,si uno no lo es,el otro tampoco,porque nuestra felicidad también depende de los demás.

según la religión budista, la cual fue transmitida a Europa, la felicidad se debe a la ausencia de bienes materiales. desde mi punto de vista he de decir que tener cositas nunca esta de mas, por lo que tener ciertas cosas nos otorga ciertos momentos felices. por otro lado estoy de acuerdo con la religión budista, y su creencia en que para alcanzar la felicidad los bienes materiales son un impedimento 

La felicidad como tal no existe. Existe momentos más felices o momentos menos felices. Una vida solo de felicidad no existe, y si existiera , la felicidad en si dejaría de tener sentido.

Los bienes materiales nos ayudan a alcanzar más facilmente nuestra meta, y esto nos proporciona la felicidad (contando con que somos seres muy caprichosos y siempre queremos lo que no tenemos), pero no son para nada imprescindibles.

Hay gente pobre en África sin nada que llevarse a la boca, con muchísimas muertes diarias y sonrien y son felices cantando una simple canción o con un simple abrazo.

Los bienes materiales nos facilitan el "camino duro" , pero para nada son indispensables para caminar sobre el.

Los bienes materiales son necesarios. No podemos vivir desprendidos de todo, como hombres de las cavernas. Pero lo que si es cierto que los bienes materiales proporcionan una felicidad momentánea, un momento de placer en el que vemos realizado nuestros deseos de poseer. Y como ya he indicado esa felicidad, no sólo eso, sino que después se siente un vacío interior que se debe volver a llenar con más cosas.

Pese a esto mi opinión no es de que los bienes son un impedimento para la felicidad. Yo creo que la felicidad es encontrar un equilibrio entre el concepto de hedonismo y el del ascetismo. Pero a mi los bienes no son mi felicidad y eso es el punto. La felicidad absoluta no tiene su camino en tener y recibir sino en dar, según mi punto de vista.

RSS

Fotos

  • Añadir fotos
  • Ver todos

FILOSOFIESTA MÓVIL

Miembros

© 2021   Creado por Fernando López Acosta.   Tecnología de

Emblemas  |  Reportar un problema  |  Términos de servicio